Viviendas unifamiliares

Vistahermosa. Alicante

(0 puntuaciones)

Vivienda unifamiliar en Vistahermosa

Alfredo Payá Benedito, arquitecto

Finalista Premios FAD 2007  Arquitectura
Descripción Ficha técnica

La vivienda adopta una variante poco frecuente de la tipología en U, con el espacio interior en forma de estancia abierta habitable, compartida por la piscina y un reducido espacio ajardinado. En la rama que se dispone en la cota superior se ubica la zona de estar, en el brazo de comunicación se ubican el comedor y la cocina, mientras que en la rama inferior se disponen los dormitorios, los vestidores y las zonas de estudio. Con esta disposición se pierden espacios ajardinados en contacto directo con el interior, aunque se gana mayor compacidad del espacio interior.
Antes que nada, se hace necesaria una reflexión sobre cómo construir una casa para unos amigos que tienen dos hijos, con un programa familiar convencional aunque mayoritario en nuestros tiempos.
La casa se desarrolla sobre una parcela con una superficie de mil trescientos metros cuadrados, con una pendiente acusada que alcanza hasta los seis metros de diferencia de cota, con unas perspectivas lejanas que alcanzan la costa septentrional de Alicante. La pendiente, la orientación cambiada y las vistas, todo ello unido a la idea de cómo habitar de forma contemporánea, se convertirá en los puntos sobre los que pivotan las ideas que deberán definir el desarrollo proyectual del nuevo edificio. En este sentido, como resumen se hace precisa una reflexión sobre la forma de construir una casa para unos amigos que tienen dos hijos, es decir, una casa para la familia.
Se vive en una planta, donde se desarrolla la práctica totalidad del programa familiar, salvo una pieza situada en una cota inferior, destinada al lavado y planchado de la ropa, y una en una rasante superior, que se convertirá en una verdadera atalaya y que asumirá un uso polivalente, como estudio, cine, o sala de juegos.
La casa tiene dos caras radicalmente distintas. Desde el exterior se percibe relativamente cerrada, mientras que, gracias a sus grandes desarrollos de fachada, parece de grandes dimensiones. Una vez que se ha penetrado, al estar todo el interior vaciado, se ve modificada la percepción de sus dimensiones y se hace sumamente permeable.
La edificación se dispone en forma de U en un mismo nivel sobre la pendiente del terreno, en una forma de planta que permite ganar el máximo posible de desarrollo de fachada y, con ello, el máximo posible contacto entre interior y exterior. Uno de sus brazos de la planta se apoya en la parte superior de la parcela y el resto sobrevuela por encima del desnivel superior, en una disposición que permite recoger el movimiento del sol en el interior de la U. Estos frente interiores, muy transparentes, permiten que la casa se mire sobre sí misma, y establecer de esta forma múltiples relaciones visuales. Este espacio interior se convierte en un patio abierto a sudeste del que participa, de una forma u otra, la totalidad del espacio público de la casa, aunque siempre de forma tangencial. El patio, al tener un tamaño similar al resto de espacios interiores que lo rodean, se entiende casi como una pieza interior más, aunque descubierta
A pesar de no ceñirse literalmente a la pendiente del terreno, las rasantes de las diferentes estancias del edificio se encajan sobre el mismo con naturalidad. La relación de la casa con el terreno se establece mediante plataformas que llevan hasta el jardín desde distintos puntos, tiene múltiples puertas e infinitos recorridos dentro-fuera.

La organización del espacio doméstico
El espacio interior se entiende como un espacio único. Los ámbitos de condición más público se enroscan sobre sí mismo, en torno al patio como una serpiente, desde el que puede accederse a todas y cada una de las diferentes piezas del programa. Cada una de estas estancias –la cocina, los dormitorios de los niños y el de los padres— se abre a una orientación diferente mediante un único hueco que define cada fachada. Todas las piezas de la casa se dimensionan de forma similar para desaparecer las sucesivas jerarquías entre los diferentes usos; los baños se convierten en pequeños gimnasios, los dormitorios en espacios de juego y estudio, y la biblioteca en sala de cine. Se incorporan unos a otros y a su vez con los espacios públicos de la casa, para crear un espacio fluctuante y reversible. La pieza multiusos del nivel superior, incorporada a este sistema espacial flexible, se abre a la cubierta entendida como un jardín más tranquilo.
Para responder a las dos caras a las que se hacía referencia al principio, la casa se construye para enfatizar esta condición. La U externa se construye enteramente de hormigón y la interna más blanda y más rota, se reviste de madera. Los huecos exteriores se resuelven con carpinterías de aluminio y recercados de madera. La tabiquería de ladrillo cerámico enlucido de yeso, vidrios limpios y puertas lacadas resuelven las particiones interiores. Los techos son losas macizas de hormigón y los suelos continuos de madera contienen todas las instalaciones: fontanería, redes eléctricas, voz, datos, y suelo radiante.



añadir a mi biblioteca


 

+ del mismo autor/es
         
+ del mismo fotógrafo/s
         
 
0 comentarios


¿Quieres escribir algún comentario?
Accede para iniciar sesión.
Localización: Vistahermosa. Alicante. Arquitecto: Alfredo Payá Benedito. Aparejador: Marcos Gallud. Colaboradora: Raquel del Bello Cobos. Dirección de Obras: Alfredo Payá Benedito, arquitecto, y Raquel del Bello Cobos, arquitecta. Construcción: Construcciones Borondo. Fotografía: Juan de la Cruz Megías.
Contacto
Alfredo Payá Benedito
Alicante
Fotografía
Juan De la Cruz Megías
Murcia
www.megias.com