Instalaciones deportivas

Pamplona

(0 puntuaciones)

Centro Hidrotermal Aquavox

Mariano González Presencia y José Javier Esparza Unsaín, arquitectos.

Descripción Ficha técnica

Este proyecto de centro hidrotermal, situado en pleno Casco Antiguo de Pamplona, ofrece un diálogo espacial abierto y fluido con un entorno en el que, la aparición de programas funcionales de estas características y dimensiones, pueden generar conflictos urbanos.
El edificio acoge unas instalaciones deportivas y de salud de iniciativa y titularidad municipal. El solar, con fachada a la calle San Agustín de Pamplona, había sido vaciado con ocasión del derribo del antiguo frontón ‘Euskal Jai’, tras su adquisición por parte del Ayuntamiento. Más allá de las determinaciones propias de las ordenanzas municipales, sobre de alineaciones y vuelos de la parcela, el Plan Especial de Protección y Reforma Interior del Casco Antiguo de Pamplona, determinaba la aparición de un pasaje o calle interior de desarrollo longitudinal, perpendicular a las fachadas principales. El proyecto de centro hidrotermal asume estas directrices, tratando a su vez de mostrarse sensible a las posibles afecciones sobre edificaciones vecinas respondiendo con retranqueos o apertura de patios a las situaciones más comprometidas generadas en su entorno.
El proyecto gira en torno al esfuerzo realizado por obtener una iluminación natural suficiente para el conjunto de los espacios interiores del edificio, superando las dificultades y constricciones propias del emplazamiento, y partiendo de un principio de sectorización del volumen según lotes longitudinales perpendiculares a las calles. De ahí se deduce la idea que rige la sección del bloque principal del edificio como una sección compacta que agrupa y relaciona sus espacios de mayor protagonismo y tamaño, redundando en la idea de un gran contenedor lineal que evoca el volumen del antiguo frontón, atraviesa la parcela de lado a lado, acumula los espacios de mayor entidad del programa, y facilita su intercomunicación funcional, espacial y visual.
El resultado final del proyecto, ofrece la imagen de un edificio dividido en dos partes por una calle interior y comunicado por pasos elevados. Las dos partes quedan delimitadas por las alineaciones de esta calle interior, respetando las pautas de la generación de las fachadas urbanas propias de la ciudad histórica.
Los volúmenes se apoyan en una base de hormigón armado que aloja la maquinaria y situada en planta baja, habida cuenta de la prohibición de construir espacios excavados, por parte de las instancias encargadas de la preservación del patrimonio arqueológico. Sobre esta base, las fachadas de los dos volúmenes que conforman el proyecto, se abren de forma sistemática y pautada, mediante la adopción de una solución estructural basada en una sucesión perimetral de perfiles tubulares metálicos que ocultan las carpinterías, ofreciendo un alto grado de transparencia en sus espacios interiores.



añadir a mi biblioteca


 

Planos y extras
+ del mismo fotógrafo/s
         
         
     
0 comentarios


¿Quieres escribir algún comentario?
Accede para iniciar sesión.
Localización: Pamplona, Navarra. Autoría del proyecto y dirección de obra: Juan M. Otxotorena, Mariano González Presencio, Luis Tena Núñez. Arquitectos colaboradores: Gloria Herrera, Catalina Delgado. Aparejador: Isabelino Río. Ingeniería de estructuras: Raúl Escrivá. Ingeniería de instalaciones: AM Ingenieros. Promotor: Pamplona Centro Histórico. Constructora: OHL. Superficie: 4.454,00 m2. Fecha: 2009. Fotografía: José Manuel Cutillas.
Contacto
Fotografía
José Manuel Cutillas
Pamplona, Navarra